Categorías

Marcas

Sin marcas

Proveedores

No hay proveedores

PrestaShop

Newsletter

Craigellachie

Hay 1 producto.

La ciudad de Craigellachie, estratégicamente situada en un importante cruce de carreteras en pleno corazón del...

La ciudad de Craigellachie, estratégicamente situada en un importante cruce de carreteras en pleno corazón del Speyside, fue el lugar elegido por un dinámico grupo de empresarios para levantar una nueva destilería.

El 6 de julio de 1891 la destilería empezó a destilar, inaugurándose formalmente el 25 de ese mismo mes, ya a pleno rendimiento. Contaba con dos alambiques, uno de wash y otro de spirit, y tomaba el agua del arroyo Little Conval Hill.

En 1916, la Mackie & Co (Distillers) Ltd – productores del blended White Horse y propiedad de Peter Mackie, se hizo con el control de la destilería. En 1924, a la muerte de Mackie, la empresa cambió el nombre por el de White Horse Distillery. En 1927 y tras pasar tres años difíciles en plena crisis del sector, la empresa fue comprada por DCL (Distillers Company Ltd) que transfirió posteriormente el control de la destilería a su filial SMD (Scottish Malt Distillers). Con el tiempo DCL-SMD se convertiría en UDV (United Distillers & Vintners).

En 1965 se iniciaron unas obras de ampliación y remodelación de las instalaciones que acabaron un año más tarde. De los edificios originales solo se conservaron una parte de los almacenes y el edificio de malteado con el horno y la 'pagoda' que había diseñado Doig. La ampliación consistió en doblar el número de alambiques pasando a dos de wash y dos de spirit, alcanzando una capacidad total instalada de 2,7 millones de litros de alcohol puro al año.

En 1998 UDV vendió a Bacardí-Martini la empresa de blended John Dewar & Sons y un paquete de destilerías entre las que se encontraban, además de Craigellachie, Aberfeldy, Royal Brackla y Aultmore.

La destilería cuenta hoy en día con uno de los sistemas de 'mash tuns' (para extraer los azúcares de la malta en el proceso del 'wort'), más avanzados de la industria. A pesar de este alarde de tecnología, y para delicia del afortunado visitante, mantiene los tradicionales 'worm tubes' o serpentines del enfriador tras el alambique. Otro aspecto diferencial de Craigellachie es que no tiene sala de llenado de barricas, ya que esta operación se ha derivado a las instalaciones centrales del grupo. Como 'estilo de la casa', el malta goza de una curiosa combinación entre ahumados ligeros y fruta dulce.

Más